null: nullpx
Logo image
Mascotas

"Un compañero constante y querido": muere Champ, el mayor de los pastores alemanes de los Biden

El propio presidente Biden anunció con dolor la pérdida de su querida mascota en su cuenta de Instagram. Champ tenía 13 años y últimamente estaba dando muestras de debilidad.
19 Jun 2021 – 01:04 PM EDT
Comparte
Cargando Video...

El presidente Joe Biden y la primera dama, Jill Biden, comunicaron con pesar este sábado la pérdida del mayor de sus queridos pastores alemanes, Champ, "un chico dulce y bueno" que "murió pacíficamente en casa".

La mascota tenía 13 años y era el mayor de la pareja de pastores alemanes que llegó a la Casa Blanca con los Biden, después de cuatro años sin perros con los Trump.

"Nuestros corazones están apesadumbrados hoy porque les dejamos saber a todos que nuestro amado pastor alemán, Champ, falleció pacíficamente en casa", escribió el presidente en su cuenta de Instagram. "Fue nuestro compañero constante y querido durante los últimos 13 años y fue adorado por toda la familia Biden", añadió.

Según el propio comunicado del presidente, Champ había estado dando muestras de debilidad en los últimos meses y en sus últimas apariciones públicas y paseos por los jardines de la Casa Blanca se le vio más apagado. Pero a pesar de eso, "cuando entrábamos en una habitación, él inmediatamente se levantaba, moviendo siempre su cola, y nos acariciaba con la nariz para que le rascáramos la oreja o el vientre", agregó el presidente en la red social.

"En nuestros momentos más alegres y en nuestros días más dolorosos, él estuvo allí con nosotros, sensible a cada uno de nuestros sentimientos y emociones", agregó Biden.

Según dijo el presidente, Major, el otro pastor alemán de tres años, fue adoptado justamente para que acompañara a Champ, ya que les dijeron que la mejor manera de mantener motivado al "viejo" Champ era buscarle un perro joven que le hiciera compañía.

A inicios de marzo, Major, que es la primera mascota adoptada de un refugio que llega a la Casa Blanca, mordió a un empleado y a finales de ese mismo mes mordió a un funcionario del Servicio de Parques Nacionales.

Desde la Casa Blanca restaron importancia a estos incidentes y explicaron que Major estaba “acostumbrándose a su nuevo hogar” y que había sido “sorprendido por una persona que no conocía”. En aquel momento Major y Champ fueron enviados a la casa de los Biden en Wilmington, Delaware, por un tiempo.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés