null: nullpx
Logo image
Kobe Bryant

Viuda de Kobe Bryant está “devastada” por la sospecha de que policías compartieron fotos de "restos humanos" tras el accidente

Vanessa Bryant, a través de su abogado, pidió que los posibles responsables “enfrenten el castigo más severo posible”. La solicitud llega tras una investigación que trata de establecer si funcionarios del Sheriff de Los Ángeles tomaron fotografías en el lugar del accidente y las compartieron desde sus teléfonos.

1 Mar 2020 – 03:46 PM EST
Comparte

LOS ÁNGELES, California.- Vanessa Bryant expresó este domingo que está “absolutamente devastada” por la acusación de que policías y bomberos compartieron fotografías de la escena del accidente del helicóptero en el que murieron la estrella de la NBA Kobe Bryant, su hija Gianna y amigos de la familia. Las autoridades indicaron que realizan una “exhaustiva investigación” de este incidente.

“Nuestra clienta, Vanessa Bryant, está absolutamente devastada por las acusaciones de que agentes de la estación Lost Hills del Sheriff del condado de Los Ángeles y el Departamento de Bomberos del condado de Los Ángeles difundieron fotos del lugar del accidente del helicóptero”, dice una declaración del abogado Gary C. Robb que fue publicada en la cuenta de Instagram de Vanessa Bryant.

El comunicado indica que precisamente la viuda de Kobe Bryant acudió a la estación Malibu/Lost Hills el 26 de enero para que el lugar del accidente fuese declarado una zona aérea restringida y así evitar que paparazis sacaran provecho de la tragedia.


“Los cuerpos de emergencia deberían ser confiables. Es imperdonable y deplorable que algunos agentes (…) supuestamente incumplirían su deber. Esta es una violación indescriptible de la decencia humana, el respeto y los derechos de privacidad de las víctimas y sus familias”, lamentó Robb.

El asesor legal de Vanessa Bryant pidió que los responsables “enfrenten el castigo más severo posible” y que se divulguen sus nombres “para garantizar que las fotos no se divulguen más”.


El viernes, el Sheriff de Los Ángeles indicó a través de su página de Facebook que ya tomaba cartas en el asunto. “El sheriff está profundamente perturbado ante la idea de que los agentes presuntamente participaron en un acto tan insensible. El Departamento llevará a cabo una investigación exhaustiva, con la prioridad número uno de proteger la dignidad y la privacidad de las víctimas y sus familias”, expuso.

La agencia policial mencionó que también revisa la efectividad de sus normas internas. No está claro cuántos uniformados compartieron, vieron o recibieron las fotos del accidente sin autorización.

The Sheriff’s Department is aware of recent media reports alleging deputies shared images from the January 26th, 2020...

Posted by Los Angeles County Sheriff's Department on Friday, February 28, 2020

Por su parte, el sindicato que representa a los agentes del Sheriff dijo el viernes que “como con todas las investigaciones, representaremos con fuerza a nuestros miembros y protegeremos sus derechos”.

El escándalo estalló después de que el medio TMZ reveló que algunos elementos del Sheriff que respondieron al fatal percance fotografiaron algunos “restos humanos” en la escena. Se alega que el cantinero en un bar de Norwalk, en el sureste del condado de Los Ángeles, escuchó una conversación en la que un policía le mostró las fotos a una mujer para impresionarla. Fue este quien lo denunció.

La queja del abogado de Vanessa Bryant señala que oficiales de Lost Hills, estaciones policiales vecinas y elementos del Departamento de Bomberos del condado también tomaron imágenes en ese lugar.

Citando fuentes del Sheriff, el diario Los Angeles Times informó esta semana que solo les pidieron a los agentes borrar las fotos del accidente que conservaban en sus celulares para evitar sanciones administrativas. El periódico también reveló que el intercambio de dichas imágenes fue el tema de discusión dos días después de la muerte de Kobe Bryant.

Esta controversia se reveló poco después del memorial que reunió a miles de fanáticos de Kobe Bryant en el Staples Center, sede del equipo Los Angeles Lakers, en el cual jugó veinte años.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés