null: nullpx
Logo image
Uso de Drogas

Falleció en un albergue tras vivir en la calle... sin saber que había recibido una herencia de $800,000

Catherine Boone falleció de un paro respiratorio en un albergue de la ciudad de Astoria, Oregon, sin saber que debía presentarse en el Departamento de Tierras, encargado de asignar herencias que han sido confiscadas por el gobierno estatal. En entrevista, su padre dijo que su hija necesitaba en vida ese dinero.
14 Jun 2021 – 11:32 AM EDT
Comparte
Cargando Video...

Una mujer sin techo de la ciudad de Astoria, en el estado de Oregon, murió en sin saber que había heredado una pequeña fortuna de más de $800,000.

Catherine Boone falleció en enero de 2020, a la edad de 49 años. Sin embargo, fue hasta este mes de junio cuando se dio a conocer que era acreedora a una suma de dinero correspondiente a una herencia que le había dejado su madre al morir.

Fue el canal KGW8 de Oregon los que dieron con Jack Spithill, el padre de Boone, quien aseguró que su hija padecía problemas mentales causados por el abuso de las drogas.


Spithill afirmó que la noticia de la herencia lo sorprendió porque su hija necesitó de ese dinero en vida.

“Simplemente no tuvo ningún sentido para mí”, dijo al canal el hombre. “Ese dinero estaba ahí, y ella necesitaba ayuda urgente".

Catherine Boone vivió los últimos años de su vida sin un hogar, en las calles de Astoria, una población ubicada en la Riviera de Columbia, pasando por diferentes albergues temporales.

Fue el 13 de enero de 2020 cuando la mujer experimentó problemas respiratorios mientras se encontraba en el Astoria Warming Shelter. En ese momento, una ambulancia la trasladó de emergencia al hospital St. Vincent en Portland. Sin embargo, al llegar al lugar Boone ya había muerto.

De acuerdo con su padre, la vida de Cathy, como la conocían sus amigos, fue difícil. Ambos se separaron cuando ella era niña. Spithill se volvió a casar y se estableció en Texas, desde donde intentó estar en contacto con su hija.

Boone la pasó muy mal durante su vida adulta cuando comenzó a utilizar drogas. En algún momento se ofreció como voluntaria de una organización en el centro de Portland, tratando de alejarse de los vicios, antes de mudarse a Astoria, donde vivía su madre.

En 2016, Patricia Lupton, madre de Boone falleció, lo que causó que ella recayera en el abuso de drogas, según contó su padre.

De acuerdo con la investigación publicada por la cadena televisiva, registros judiciales muestran que después de la muerte de la madre de Boone, un abogado y un representante personal asignado al patrimonio de su madre intentaron localizarla.

Sacaron anuncios en el periódico local, le enviaron mensajes en Facebook, enviaron correos electrónicos a miembros de la familia e intentaron comunicarse con Boone por teléfono. Incluso señalan que contrataron a un investigador privado para encontrar a Boone, pero nada funcionó.

Fue en julio de 2019 cuando un juez del condado de Clatsop ordenó que se enviaran $884,407 de los activos de la herencia al Departamento de Tierra del Estado, que maneja el dinero que no es reclamado de las propiedades donde los herederos no pueden ser ubicados o que rechazan el pago.

Hasta ahora no está claro si Boone alguna vez supo que el dinero era suyo o si entendió cómo conseguirlo, según su padre.

Spithill aseguró que él atribuye los problemas que tuvo su hija “a las drogas, pero creo que ella también tenía algunos problemas de salud mental y la combinación de los dos no le funcionó muy bien".

En octubre pasado, el mismo Departamento de Tierras del Estado de Oregon informó que había pagado el dinero al representante personal de la herencia de Cathy Boone.

Los registros judiciales indican que las autoridades están trabajando para identificar a todas las personas que puedan tener reclamos por el dinero, incluidos dos hijos biológicos de Patricia Lupton.

Sin embargo, el Departamento de Tierras del Estado de Oregón no es el responsable de encontrar herederos conocidos. La oficina simplemente está obligada a retener el dinero, hasta que la persona que tiene derecho a él se presente a reclamarlo. Hasta ahora, nadie se ha presentado.

El dinero estaba esperando a Boone antes de su muerte. Ella solo necesitaba reclamarlo, sin embargo no lo hizo.

Mira también:

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés