null: nullpx
Logo image
Muertes

Un miliciano que detenía migrantes en la frontera y era buscado por la policía fue hallado muerto

El cadáver de Kevin Lyndel Massey fue hallado en el noreste de Texas varios meses después de que huyó de las autoridades. Se cree que él mismo se quitó la vida. Los videos de sus arrestos de indocumentados eran publicados en Facebook.
12 Ene 2020 – 08:27 PM EST
Comparte
El miliciano Kevin Lyndel Massey era buscado por las autoridades desde mayo de 2019 por violar las condiciones de su libertad bajo palabra. Crédito: US Marshals

Un simpatizante de ultraderecha, que un tiempo se dedicó a arrestar indocumentados en la frontera de Texas y llevaba varios meses huyendo de las autoridades federales por cargos de posesión de armas, fue encontrado sin vida tras un aparentemente suicidio, reveló el diario Dallas Morning News.

Kevin Lyndel Massey, de 53 años, describía en su cuenta de Facebook cómo detenía a punta de pistola a los migrantes que encontraba tratando de cruzar ilegalmente hacia Estados Unidos. Explicaba que les ataba las manos con cintas de plástico. Según señala una acusación penal en su contra de 2016, él advirtió que continuaría haciéndolo hasta que las autoridades “sellen la frontera” o realicen “alguna forma de guerra civil”.

Este paramilitar quedó fuera del radar de la Policía en mayo de 2019, varios meses después de que salió libre bajo palabra por una condena por posesión de armas. Cuando su búsqueda se volvió una prioridad para los US Marshals, se advirtió que se trataba de un hombre “armado y peligroso”.

“Massey, condenado por delitos de armas de fuego en 2016, supuestamente se fugó de su liberación supervisada y ha amenazado con “luchar” con la policía”, alertaba en agosto un tuit de los US Marshals.


Su cadáver fue encontrado antes de Navidad en una pequeña zona boscosa en el condado de Van Zandt, en el noreste de Texas. Agentes del Sheriff respondieron una llamada al 911 respecto a una persona “inconsciente” en Wills Point. Su identidad fue confirmada con sus huellas dactilares, según el Sheriff.

El caso sigue bajo investigación del FBI, los US Marshals y alguaciles de Van Zandt. Aún no se publican los resultados de su autopsia, pero los detectives creen que él mismo se quitó la vida.

El funeral de Massey se programó para el viernes pasado, de acuerdo con el Dallas Morning News.


Alias ‘Massey’ y ‘KC’ era electricista y aficionado a los rifles de guerra. En una ocasión, la Policía le decomisó 20 artefactos explosivos y armas. El FBI lo catalogó como un terrorista nacional con “tendencias violentas” y una “ira alarmante”. Hace cuatro años fue condenado a 41 meses de prisión por posesión ilegal de un arma de fuego. Salió libre antes de cumplir ese castigo.

Sus comentarios en las redes sociales lo exhibían como un simpatizante de la extrema derecha. Él se unió en 2014 a un grupo paramilitar llamado Rusty’s Rangers en Brownsville.

Una acusación federal señala que en 2014 este hombre se ponía indumentaria militar y acompañaba a otros para detener a migrantes que intentaban cruzar hacia EEUU.

Se agrupaban en el llamado ‘Campamento Lonestar’ ubicado en una zona rural y desde ahí coordinaban sus patrullajes en la frontera. Solía filmar sus actividades buscando indocumentados y publicarlas en una página de Facebook. Los llamaba “arrestos ciudadanos” y aseguraba tener la autoridad para hacerlos.

El 20 de abril de 2019 los grupos de milicianos volvieron a cobrar notoriedad porque el FBI arrestó a Larry Mitchel Hopkins, quien era el líder de una organización de este tipo, por cargos de posesión ilegal de armas de fuego. Sucedió poco después de que se publicó un video en el que sus partidarios aparecían deteniendo a migrantes centroamericanos para entregarlos a la Patrulla Fronteriza en Nuevo México.

Hopkins se declaró culpable en una corte federal el 3 de enero. Tiene antecedentes penales en Michigan por posesión de un arma de fuego cargada y condenas en Oregon por hacerse pasar por un oficial de policía y poseer un arma. Por ese nuevo caso federal enfrenta una condena de hasta 10 años de prisión.

Cargando Video...
Un día con una milicia pro-Trump que patrulla la frontera en Nuevo México

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés