null: nullpx
Logo image
Condenas

Ahogó a sus hijos autistas para cobrar el seguro: lo sentenciaron a 212 años de prisión

Ali Elmezayen manejó su auto hacia el puerto de Los Ángeles y lo dirigió hacia el mar para que hijos murieran en 2015. Pero su plan maquiavélico fue descubierto por agentes del FBI.
11 Mar 2021 – 02:24 PM EST
Comparte
Cargando Video...

Un juez federal de Los Ángeles impuso este jueves una sentencia de 212 años de prisión, la máxima permitida por la ley en este caso, a un hombre que intencionalmente lanzó su auto hacia el mar para ahogar a sus dos hijos autistas de 8 y 13 años, un crimen por el cual cobró un seguro de vida de 260,000 dólares.

Al dictaminar la dura condena sobre Ali Elmezayen, de 45 años, el magistrado John Walter catalogó al acusado como un “asesino codicioso y brutal” que había realizado un plan “diabólico”. También ordenó que Elmezayen pague 261,751 dólares en restitución a las compañías de seguros que defraudó.

De hecho, la intención de este hombre era que su esposa también muriera ahogada al hundir su auto en un muelle del puerto de Los Ángeles el 9 de abril de 2015. Para que él fuera el único sobreviviente dejó abierta la ventanilla del conductor y así logró salir a la superficie. Aunque su esposa no sabía nadar, ella fue salvada por un pescador que le lanzó un flotador. Buzos rescataron los cadáveres de los niños.

El tercer hijo de la pareja estaba en un campamento cuando ocurrió el supuesto accidente.

El juez Walter expresó que Elmezayen era un “máximo farsante y un hábil mentiroso”, y reclamó que jamás mostró remordimiento alguno durante su juicio. “El único arrepentimiento que tiene el acusado es que lo atraparon”, subrayó el magistrado.

La acusación señala que, en los días posteriores a los funerales de los niños, Elmezayen dejó de fingir su duelo y recibió más de 260,000 dólares por pólizas de muerte accidental que tenía con las empresas Mutual of Omaha y American General. Los fiscales federales alegan que transfirió más de 170,000 dólares para comprar propiedades en Egipto y una lancha.

“Concibió un plan a sangre fría”

Los investigadores descubrieron que entre julio de 2012 y marzo de 2013, este hombre compró pólizas de seguro de vida y por muerte accidental para él y su familia en ocho aseguradoras. El monto total era de más de 7 millones de dólares. Pagaba primas anuales de más de $6,000 aunque ganaba menos de $30,000 y se había declarado en bancarrota alegando tener problemas financieros.

Parte de la evidencia son grabaciones de llamadas telefónicas que Elmezayen realizó a las aseguradoras fingiendo ser su esposa, para verificar que las pólizas seguían activas y que le pagarían en caso de que ella falleciera. Su esposa ni siquiera sabía que había un seguro de vida para ella.

Además, el falso accidente en el muelle de Los Ángeles ocurrió en un período conveniente para este sujeto: doce días después de que expiró el período de disputa de dos años en la última de sus pólizas de seguro. Se trata de una cláusula que limita el tiempo en que la compañía tiene derecho a negar el pago de una reclamación por distintas razones, como hacer declaraciones falsas en la solicitud.

Tras un juicio de nueve días que concluyó en octubre de 2019 y que no lo acusó específicamente por las muertes de los niños, un jurado federal lo declaró culpable de 14 cargos de fraude postal, fraude electrónico, robo de identidad agravado y lavado de dinero.

“El señor Elmezayen concibió un plan a sangre fría para asesinar a sus hijos autistas y a su madre, y luego sacar provecho de las pólizas de seguro”, dijo la fiscal federal interina Tracy L. Wilkison en un comunicado.

“Ahora él tiene tiempo suficiente para reflexionar, desde el interior de la celda de una prisión federal, sobre dónde lo llevó su codicia e interés propio. Seguimos llorando por esos dos niños indefensos que merecían algo mejor que su padre”, agregó la funcionaria.

Elmezayen fue arrestado por del FBI en noviembre de 2018 y desde entonces ha estado bajo custodia.

Loading
Cargando galería
Comparte

Más contenido de tu interés