null: nullpx
Policía

Cómo un distrito escolar de California desmanteló su propio departamento de Policía

El de Oakland es uno de los 19 distritos escolares de todo California que cuenta con su propia agencia del orden. Este miércoles, la Junta de Educación dio el siguiente paso para sacar a los Policías armados de todas las escuelas de la ciudad.
Publicado 24 Jun 2020 – 08:37 PM EDT | Actualizado 24 Jun 2020 – 11:40 PM EDT
Reacciona
Comparte
Cargando Video...

OAKLAND, California. – Las protestas contra el racismo y la brutalidad a manos de la Policía les han dado nuevos bríos a los movimientos para reevaluar la presencia de agentes del orden en las escuelas del Área de la Bahía.

El Distrito Escolar Unificado de West Contra Costa tomó la batuta hace una semana dando por terminados sus contratos con las Policías locales, e invirtiendo el millón y medio de dólares apartado para los servicios de seguridad, en programas para apoyar a los estudiantes negros de sus escuelas.

“Esta resolución reafirma nuestra condena absoluta a la violencia contra los afroestadounidenses en este país por parte de las agencias del orden”, dijo la presidenta de la Junta Educativa, Stephanie Hernández, cuando se aprobó el nuevo presupuesto para el próximo ciclo escolar.

En San Francisco, los líderes escolares hicieron lo mismo la noche del martes. De manera unánime, los comisionados de educación decidieron deshacer el contrato que mantenían con la Policía, mediante el cual un grupo de 12 oficiales armados estaba asignado a responder a las llamadas de las escuelas de la ciudad.

A lo largo y ancho de los Estados Unidos, los llamados para recortar los presupuestos de las corporaciones policíacas han cobrado fuerza de la mano del movimiento ‘ Black Lives Matter’, obligando a los líderes locales a poner mayor atención en las exigencias de la comunidad para sacar a los policías armados de los centros educativos.

La discusión llegó este miércoles hasta Oakland, donde de manera unánime la Junta de Educación votó en favor de desmantelar el Departamento de Policía del Distrito Escolar, uno de los 19 en todo el estado de California que cuentan con su propia agencia del orden. Con un presupuesto de 6 millones de dólares anuales, la Policía de OUSD está compuesta por 10 oficiales juramentados y 50 guardias de seguridad no armados.

La superintendente Kyla Johnson-Trammell estuvo en favor de la iniciativa, al igual que la mayoría de la junta educativa y el propio jefe policíaco del distrito, Jeff Godown, quien aseguró a medios locales que “es tiempo invertir esos fondos en justicia restaurativa, terapeutas de conducta, concejeros y otros componentes que hagan la diferencia”.

Menos fondos no significa menos seguridad


Al igual que como ocurre con el movimiento para quitarle fondos a las Policías, los llamados para sacar a los oficiales armados de las escuelas en California no significan que los centros educativos se queden completamente desprotegidos.

Los planes para “desmilitarizar” las escuelas incluyen el entrenamiento de profesionales especializados en salud mental y conducta para responder a situaciones que suelen volverse más tensas con la presencia de un agente armado.

En San Francisco, por ejemplo, la alcaldesa London Breed prohibió que los oficiales de Policía respondan a llamadas sobre actividades no violentas ni criminales, entre ellas las disputas vecinales, los reportes por presencia de indigentes y los incidentes disciplinarios en las escuelas.

Cargando Video...
Petición que busca retirar a la policía en escuelas al este de San José continúa sumando firmas

Mientras tanto en Oakland, los miembros de la Junta Educativa que impulsaron la propuesta de desmantelar el Departamento de Policía buscan que esos recursos se usen para apoyar a los trabajadores sociales, psicólogos, consejeros escolares y profesionales de la salud mental.

El superintendente de Educación Pública estatal dijo este miércoles que su oficina esta trabajando para reevaluar el papel de las Policías en los 10,000 centros educativos de California, pero anticipó que en algunas escuelas todavía será necesaria la presencia de oficiales para salvaguardar la integridad de los estudiantes.

“Como ex miembro de una Junta Educativa, pasé cuatro años trabajando muy de cerca con oficiales asignados a las escuelas. Pero también he visto datos que muestran que cuando hay un policía en el campus, el resultado es más suspensiones y arrestos, particularmente para estudiantes afroestadounidenses y de color”, señaló el superintendente Tony Thurmond.

Uno de los principales cambios que su oficina contempla es que las escuelas que aún necesiten de la presencia de oficiales armados tengan a acceso a agentes que elijan esos roles, y que además hayan recibido entrenamiento sobre cómo evitar los prejuicios raciales implícitos.

En San José, además, una petición para que las escuelas del este de la ciudad terminen sus contratos con la Policía local ha recopilado hasta el momento cerca de 2,000 firmas en la plataforma Change.org.

Sigue nuestra cobertura sobre protestas, casos de racismo y abusos policíacos. Noticias Univision 14 refrenda su compromiso de abrir el diálogo sobre los temas raciales y mantener informada a la comunidad:

Loading
Cargando galería
Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés