null: nullpx
Britney Spears

“Quiero poder casarme y tener un hijo": Britney Spears pide que pongan fin a su custodia y "le devuelvan su vida"

La cantante dio detalles de cómo ha estado viviendo bajo la tutela ordenada bajo la corte desde 2008. Entre ellos, que tiene un dispositivo intrauterino y no le permiten quitárselo porque no quieren que tenga más hijos.
23 Jun 2021 – 09:32 PM EDT
Reacciona
Comparte

Tras guardar silencio por más de una década sobre la tutela bajo la que vive, Britney Spears pidió a una jueza que pusiera fin a este sistema de custodia, diciendo que el arreglo la forzó a tomar litio en contra de su voluntad y no le permite removerse el dispositivo intrauterino (DIU) que tiene ni salir sola con su novio en su auto.

“He estado en shock; estoy traumatizada”, dijo la estrella de pop a la jueza Brenda Penny, durante una audiencia en línea en una corte de Los Ángeles.

Quiero poner fin a la tutela”, agregó. “Solo quiero que me devuelvan mi vida”.

Loading
Cargando galería


La cantante de éxitos como ‘Oops! I did it again’ y ‘Baby one more time’ ha estado más de una década bajo una tutela aprobada en corte que controla su salud, finanzas y gran parte de su vida.

Durante alrededor de 20 minutos, la sensación de la música pop de los años 90 y principios de la década de 2000 se dirigió ante la corte, leyendo un documento preparado de antemano.

Realmente creo que esta tutela es abusiva”, dijo la cantante. “Siento que no puedo vivir una vida plena”.

Esta es la primera vez que la artista habla de manera específica y pública en más de una década sobre la tutela bajo la que vive desde 2008.

La artista está bajo custodia después de que sufrió un prolongado colapso nervioso que la llevó al hospital varias veces, de acuerdo con The New York Times. Se desconoce cuál fue su diagnóstico.

El caso de la cantante de 39 años es inusual porque las personas que requieren protectores generalmente son enfermos o ancianos. Sin embargo, este no es el caso de Britney, quien ha seguido dando conciertos y ganando millones de dólares, agregó el periódico.

También fue la primera vez que la cantante habló durante una audiencia de su caso desde el año pasado, cuando pidió a la corte que removieran a su padre Jamie Spears de su puesto de guardián, de acuerdo con el diario.

Jamie Spears ha sido uno de los dos guardianes de su hija desde hace 13 años, a cargo del patrimonio de 60 millones y del bienestar de la cantante, incluyendo sus decisiones médicas. En 2019 quedó como único guardián, luego que el abogado Andrew Wallet renunció a su cargo.

“No he regresado al tribunal en bastante tiempo porque creo que no me escucharon del todo cuando vine a la corte la última vez”, dijo.

Todo este tiempo, los abogados de Jamie Spears han dicho que la tutela fue necesaria para proteger a Britney de explotación y daños y que Jamie ha sido un padre responsable.

“Cuando Britney quiera terminar la tutela, ella puede pedir a su abogado que presente una petición para terminarla; ella siempre ha tenido este derecho pero en 13 años ella nunca lo ha ejercido”, dijo Vivian Lee Thoreen, abogada de Jamie, a People.

Britney, sin embargo, dijo que ella no sabía que podía pedir que se ponga fin a la custodia.

“Disculpe mi ignorancia, pero no sabía eso”, dijo. “Lo que me ha pasado es desalentador y me da vergüenza, y esa es la razón principal por la que no lo dije abiertamente. No creí que alguien me iba a creer”.

Britney pidió terminar la custodia “sin tener que ser evaluada”.

EL ALCANCE DE LA CUSTODIA

“He trabajado desde los 17 años. No puedo ir a ningún lugar a menos que me reúna con alguien una vez por semana en una oficina”, dijo.

Britney, quien tuvo dos hijos con su exesposo Kevin Federline, dijo que ha querido tener una familia con su novio, pero no ha podido porque tiene un dispositivo intrauterino y la custodia no le permite quitárselo.

“Quiero poder casarme y tener un hijo. Me dijeron que no me puedo casar. Tengo un dispositivo intrauterino pero este llamado equipo no me deja ir al doctor para que me lo quiten porque ellos no quieren que tenga más hijos”, dijo. “Esta tutela me está haciendo más daño que bien”.

“Es un medicamento fuerte. Uno puede quedar mal de la cabeza si lo tomas por más de cinco meses. Me sentía borracha, ni siquiera podía tener una conversación con mi mamá o papá sobre nada. Ellos me tuvieron con seis diferentes enfermeros”, puntualizó.

Litio se usa comúnmente para tratamientos de desorden bipolar, aunque también se puede usar para tratar depresión. Los efectos generalmente son depresión y manía.

Britney también dijo que se sintió obligada a salir de gira en 2018 y trabajar en Las Vegas dando conciertos a mediados de la década pasada.

Durante todo este tiempo, su familia no hizo nada para ayudarla, dijo.

“Mi familia no hizo nada de nada”, dijo. “Todo lo tuve que hacer yo, (mi papá) fue quien aprobaba todo. Toda mi familia no hizo nada”.

La abogada de Jamie Spears dijo que su cliente lamentaba que su hija estuviera sufriendo tanto.

Britney dijo en noviembre de 2020 a través de su abogado que ella “temía” a su padre y que “no iba a cantar” a partir de entonces si él se quedaba a cargo de su carrera.


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés